8/11/2011

Un paseo conflictivo

Por: Martha Beatriz Roque Cabello


El ex preso político Arnaldo Ramos Lauzurique (75) y yo, visitamos el día 10 de agosto, sobre las 3 de la tarde, el Mercado Galerías Paseo,  sito en la Avenida Paseo y Malecón, en el Vedado, municipio Plaza de la Revolución, cuando subíamos por la rampa hacia el segundo piso, a nuestra derecha distinguimos el siguiente cartel:

Como puede apreciarse la bandera que se encuentra en la parte superior del impreso, tiene la estrella con la punta hacia abajo, esto es señal de rebelión y desobediencia. El Dr. Oscar Elías Biscet, fue sancionado y llevado a prisión, por exponer en el balcón de la casa una bandera con estas características.

Nos dirigimos hacia un CVP (Cuerpo de Vigilancia y Protección) y le pedimos ver al Gerente de la Tienda, él nos señaló un hombre vestido de civil, al que nos acercamos y nos dijo que “la” Gerente no atendía al público, pero él se brindó por ser directivo de allí (Jefe de Piso). Le pedimos que nos acompañara al frente del afiche y fue con nosotros. Le preguntamos qué encontraba en el impreso y dijo textualmente: “Bueno, yo realmente no veo nada, pero hay cientos de estos carteles en todas las tiendas”.

Yo le expliqué que la estrella de la bandera estaba invertida, él como buen “revolucionario” encontró enseguida una respuesta, diciéndome que era que la bandera estaba flameando. Le mostré la más pequeña de abajo que también ondea y tiene la estrella con la punta hacia arriba. Entonces accedió a llevar mi tarjeta de presentación a la Gerente para que tomara alguna medida.

A los 15 ó 20 minutos cuando nos íbamos de la Tienda, se nos acercó y nos mostró que había ya dos hombres quitando del lugar el impreso. ¡Habría que ver si la eficiencia llega hasta que se retiren los de otros lugares!

Es imposible imaginar cómo un afiche que se elabora en las imprentas del Comité Central del Partido Comunista de Cuba, bajo la égida de la orientación revolucionaria, pueda tener un error de este tipo, que no haya sido detectado antes de sacarlo a la luz pública y que además esté a la vista de miles de personas y nadie lo haya dicho. Solo la idea de la pérdida de los valores patrios hace que esto tenga alguna explicación.

Recientemente, el periódico Granma sacó en primera plana una foto con el mismo error, cuando llamamos a quejarnos, la Redacción del periódico nos comunicó que otras personas también lo habían hecho y que ellos habían hablado por teléfono con la provincia de Cienfuegos, para que corrigiera el error. También el Noticiero Nacional de Televisión mostró la bandera cubana, junto a la de Haití, en un hospital que estaban inaugurando, con la punta de la estrella invertida. Lo que permite pensar que esto se ha convertido en un error común de los que dirigen los medios de propaganda en el Partido Comunista. Se podría especular que está hecho precisamente para protestar.

En otras ocasiones he escrito acerca del uso indebido que dan a la bandera las turbas de las Brigadas de Respuesta Rápida, en especial la juventud, ejemplo de ello en la sede de las Damas de Blanco. De igual forma algún que otro ciudadano se ha quejado de que en lugares públicos se exhiben banderas con la cara del Che dibujada en ellas.

La indisciplina social, el relajamiento de la conducta ética y la falta de amor a los símbolos patrios, seguirán dando al traste con conductas como esta, pero allí deberían de estar los disidentes para salirle al paso, porque la Patria es de todos.

La moraleja que tiene esta historia, según Arnaldo Ramos Lauzurique, es que dos opositores,   miembros del Grupo de los 75, mandamos a quitar las fotos de los 5 espías.

La Habana, 11 de agosto de 2011.


Links







Abrir en una nueva ventana

.

.

FIRMA