11/30/2010

Los estudiantes latinoamericanos de medicina son pésimos pero está prohibido reprobarlos


Fachada monumental del Hospital de Emergencia, que lleva década en deplorable estado, en el techo crecen arbustos. Foto: Jaime Leygonier.


Por Jaime Leygonier/ Hablemos Press.



La Habana, 29 de noviembre.—Los estudiantes de medicina latinoamericanos enviados por sus gobiernos para hacerse médicos en Cuba son en su mayoría pésimos estudiantes, carecen de capacidad y de hábitos de estudio, pero las autoridades exigen a los profesores cubanos que los aprueben en los exámenes.

Según fuentes de Salud Pública, muchos profesores son también pésimos, improvisados, y, capaces o no, se sienten descontentos entre la espada y la pared por la exigencia de los decanos de que aprueben a todos los estudiantes aunque carezcan de los conocimientos elementales.

En marzo 2010 escribí en: "Oftalmólogos y otros médicos buenos, malos y porqué":.. / se rumora de estudiantes extranjeros sin títulos de bachiller y que lo obtienen aquí en 8 meses de curso/…"

El entrenamiento y enseñanza de la medicina a los extranjeros se basa en sistema de apartheid en que los extranjeros gozan de mejores condiciones de aprendizaje y de vida que los estudiantes cubanos excluidos de la práctica en los hospitales para favorecer con ella a los extranjeros.

Pero aun con mayores facilidades reciben una enseñanza deficiente - que aunque fuera óptima no podría hacer médicos a quienes carecen de aptitud o capacidad.

La práctica de pasar de año masivamente a los alumnos desde los primeros grados y presionar a los profesores para que aprueben a todos - bajo inspecciones constantes y amenaza de darles mala evaluación profesional - es mal "endémico" en Cuba, y causa su actual crisis educacional.

Tuvo origen, económico, en lo costoso del masivo sistema educacional cubano que habría sido insostenible si reprobaban el curso aquellos alumnos que era necesario reprobar, y, político, en la propaganda de Fidel Castro con las cifras de inmensas matriculas y graduaciones.

La docencia médica, con tradición de prestigio en Cuba, decayó desde 1969 hasta la gran degradación actual. Y los móviles políticos y económicos de la Escuela Latinoamericana de Medicina (ELAM) refuerzan esa práctica de graduarlos a todos como consigna de dos gobiernos.

En Cuba existe tradición de excelentes oftalmólogos, pero el gobierno "graduó" masivamente oftalmólogos cubanos tan deficientemente instruidos que a principios del 2010 el Ministerio de Salud Publica prohibió emplearlos. (Traté el tema en:"Sobran oftalmólogos: El Estado regaló títulos para la "Operación Milagro"", y en "Oftalmólogos y otros médicos/…", marzo 2010).

Según una doctora : "La mayoría de estos alumnos latinoamericanos tiene graves dificultades con la expresión oral del pensamiento, carecen de habilidades y hábitos de estudio, de aplicación y pierden el tiempo en vanidades propias de muchachos fuera de la supervisión de sus familias en lugar de esforzarse en estudiar para aprender los contenidos. Duele a los profesores acostarse a las 2 de la madrugada preparando la clase para impartirla a quienes no tienen voluntad o capacidad para aprenderla y, para colmo, que si suspenden a alguno, por ignorante, el Decano cite al profesor para reprenderlo y exigirle que lo apruebe. Conozco profesor que en examen oral le dice al muchacho:"A ver, dime lo que tú sabes para examinártelo", y cuentan de otro que, por la dificultad de sus alumnos para expresarse, y por protegerse en caso de que le sea imposible aprobar a alguno, solamente examina por escrito, nunca oralmente, para que conste lo que dijo o no el examinado. Estas becas a extranjeros no solo privan de plazas para estudiar a los jóvenes cubanos sino que "sobrecargaron el sistema hasta el corto-circuito " e imponen una enseñanza deficiente a los futuros médicos cubanos, lo que costará caro a la salud de los cubanos y al prestigio de su Facultad de Medicina. Ignoro con qué criterios seleccionaron a estos alumnos extranjeros, pero es triste que enviaran a tantos incapacitados de aprovechar la oportunidad de hacerse médicos. Y lo peor es que ellos saben que los profesores cubanos no los pueden suspender y que aunque no aprendan medicina regresarán a sus casas con su título de médico".

Un médico veterano difiere: "No creo que esos muchachos sean malos, el problema es que vinieron sin secundaria básica (enseñanza media de 7mo. a 9no. grado) y no pudieron asimilar aquí el bachillerato en un curso intensivo muy malo, los malos son los profesores y no los estudiantes porque el Estado al aumentarlos en número por un incremento disparatado de alumnos ya no pudo escogerlos y puso a cualquiera aunque no sirva para profesor, a muchos los empujó el Ministerio con el Partido , diciéndoles que tenían que cumplir esa "tarea de la Revolución" otros se hicieron profesores por conveniencias sin tener capacidad. En el aula quien da la clase no son los profesores sino su memoria flash, terminada esa clase en la pantalla, los alumnos levantan las manos para preguntar dudas y no les responden sino que busquen en tales páginas del texto, para lo cual no están preparados. Es erróneo pensar que es un problema del "periodo especial"(crisis general al desaparecer el financiamiento de la UR.S.S. y el campo socialista) venia desde antes: Ya en 1969 disminuyó hasta casi desaparecer la enseñanza con disección de cadáveres porque no proveían cuerpos y por falta de profesionales, la enseñanza degradó hasta hoy en que por ser demasiados los alumnos tienen muy poco acceso a los pacientes, no los enseñan a examinarlos, auscultar e interrogar al paciente, etc., en los primeros años no reciben la preparación en las ciencias básicas y en años superiores trabajan poco con enfermos. Pero obligan a los profesores a graduarlos en masa porque "es una tarea de la Revolución".



Otras notas de hoy en Hablemos Press

La Nación Opositora ante el congreso del PCC

Aumenta el temor de la comunidad LGBT en Santa Clara

Padres de estudiantes se quejan de la Merienda Escolar.

Pésimas condiciones en prisión para enfermos SIDA.

Quemado de Güines, pueblo sin agua potable

El comercio de los chinos lanza un llamado de S.O.S

Próximamente Quemado de Güines se sumara a la red de la telefonía móvil

Quiten esta suciedad de aquí

Vuelve a la pantalla chica Enrique Colina

Delatores ponen en riesgo la integridad de Jaime Riquelme

Cuba: zafra azucarera 2010/2011

Links







Abrir en una nueva ventana

.

.

FIRMA