11/23/2010

Esto no parece casa

Una colaboración de José Díaz Silva
para la Red Cubana de Comunicadores Comunitarios


María de Lourdes Palenzuela Roig, de 47 años de edad, con  Carné de  Identidad No. 63101619913, vecina de la calle 291# 9612 e/ 96 y 100 RPTO. América,  Calabazar, Boyeros, Ciudad Habana, madre de tres hijos, me comunica que:

“Vivo en esta casa hace 24 años con mis hijos. La casa es toda de madera, el piso de arena y cemento. Todo desbaratado, el techo es de cartón, cuando llueve todo moja y casi no tiene ni muebles porque los he perdido con las mojazones y que lo poco que me queda lo tengo que estar moviendo de un lado para otro. Las paredes están llenas de santanillas y comején casi no se puede estar aquí adentro y que por las noches no se puede ni dormir, nosotros no vivimos así porque queremos, sino porque no hay otra mejor, pero yo quiero mejorar mi situación, pero no hay otra manera, un saco de cemento vale $ 100 y un rollo de cartón lo mismo y la madera ni hablar ¿de dónde voy a sacar ese dinero, la vida está muy cara para nosotros los pobres, nuestra esperanza la tenemos puesta en nuestro Jesucristo y que pronto cambiará nuestra situación donde todos seremos iguales. Aquí hay un grupo que vive como les da la gana sin preocupación alguna, pero nosotros tenemos que adaptarnos a vivir de esta manera y sólo no vivo yo así otras personas también que en muchas ocasiones tienen que acostarse sin comer y cuando lo comenta en la calle enseguida me llaman al Jefe de Sector, para tratar de callarme la boca  pero a mí no me mete miedo  porque he vivido muchos momentos malos  para coger miedo ahora y de todo esto el culpable es el gobierno y su Presidente, por eso quiero denunciar esa vida que estoy viviendo y gracias a los Derechos Humanos que me publican mi situación para el mundo”. 


Ciudad de La Habana, 20 de noviembre de 2010.

Links







Abrir en una nueva ventana

.

.

FIRMA